No más amor

Trato con ahínco olvidarte

Manteniendome ocupada lejos de ti

De manera que mis heridas se cicatricen

Los malos recuerdos se borren

Y todo el daño que me has hecho sufrir

No sé si eres una maldición… una punición

O solo ladrón de paz y felicidad

Así pues,  juré cesar de querer

Ni siquiera abrir mi corazón roto

Ya está, Aprendí la lección por una vez

 

Publicité

 ¿ Llegaría un día en que la mujer se reconciliaría con su edad?

¿Cuántos años tienes? Es una pregunta   nada difícil tampoco vergonzosa para nadie, entonces uno puede responder con calma, serenidad  y sobre todo, si cabe, con sinceridad. Salvo que muchas mujeres no piensen del mismo modo puesto que consideran la edad un asunto muy intimo que no se debe revelar.

Pues,  si esta  categoría de mujeres podrían, irían hasta eliminar  su fecha de nacimiento de todos sus documentos de identidad.

Por lo demás, no pocas mujeres mienten respecto a su edad, prefiriendo aparecer siempre  jóvenes o no quieren sobrepasar los treinta años si acaso.

¡Tranquila mujer!

Disimulando cuántos años tienes no te hace ganar el premio Nobel,  por eso, es mejor hacer las paces con su edad.

 

What love is?

I ignore the meaning of this beautiful word totally because my birth wasn’t welcomed and no one of family loved me except my mom who did in her way  which i understood it lately..

Maybe

Love is when to see someone you feel happy and when he/she is absent you feel sad..

she is and not looking for what he/she hasn’t..

Love dosen’t recognize complexion, religion or social classes..

Love is unconditional.

Cambio de dirección

Quiero mudarme del distrito de tristeza 

a otro de dicha

Quiero irme del barrio de infidelidad

Hacia donde reina la lealtad

El inviero se convertirá en primavera perpetua

Allí, el brillo va a volver a mis ojos

El rubor a mis carillos
 
Allí, el amor puro llamará a mi puerta

Sin fijarse en mi física

Sin buscar lo que no tengo

Derramando flores a mi paso
 

Incumplir las promesas: … de moda 

Me duele ver a la gente no dar crédito a su palabra en todo; es una manera de actuar que ha aparecido desde siempre  sin se diese cuenta de lo difícil que es ni del daño que causa.

Uno se permite dar promesas a alguien que cuenta con su apoyo, entonces esta última espera tanto una llamada o cualquier cosa pero nada…
A menudo, el destino de una persona se detiene por una promesa.

Defraudar esperanzas es contra caballerosidad y valores humanos, así que es mejor dejar a alguien sufrir que hacerle esperar una ayuda o algo similar que nunca viene.

Por consiguiente,  la confianza se pierde entre las personas; todos sospechan en todos y nadie ayuda a nadie.

Ser tía es magnifico 

Se trata de una experiencia muy bonita llena de emociones y del papel más bello para empeñar en una familia, aparte de que refuerza los lazos entre hermanos.

 Se dice que la tía es una segunda madre para los sobrinos a los que, en principio, ofrece amor, cariño y vela por ellos tanto como si fueran sus propios hijos, pese a que no son suyos pero forman parte de su  vida; algo indefinible.

Siendo tía hace recordar su infancia; juegos, primeros pasos…etc., además de que hace aprender a amar incondicionalmente.

En relación con esto, recuerdo cuando me volví tía por la primera vez,   estuve muy contenta sobre todo al merecerle en mis brazos o escucharle decir la primera palabra con su voz infantil, él fue mi fuente de alegría, por eso he compartido de buena gana papel de madre con mi hermana.

Agradezco a mi sobrino por los momentos de gozo y las cosas que me ha inculcado.

Se trata de una experiencia muy bonita llena de emociones y del papel más bello para empeñar en una familia, aparte de que refuerza los lazos entre hermanos.

 Se dice que la tía es una segunda madre para los sobrinos a los que, en principio, ofrece amor, cariño y vela por ellos tanto como si fueran sus propios hijos, pese a que no son suyos pero forman parte de su  vida; algo indefinible.

Siendo tía hace recordar su infancia; juegos, primeros pasos…etc., además de que hace aprender a amar incondicionalmente.

En relación con esto, recuerdo cuando me volví tía por la primera vez,   estuve muy contenta sobre todo al merecerle en mis brazos o escucharle decir la primera palabra con su voz infantil, él fue mi fuente de alegría, por eso he compartido de buena gana papel de madre con mi hermana.

Agradezco a mi sobrino por los momentos de gozo y las cosas que me ha inculcado.